PROBLEMAS NAVEGANDO POR INTERNET

El mundo tecnológico sigue dejándonos sin palabras y raro es el día que no se conoce una última novedad sobre ello. Nuevos modelos de dispositivos con los que interactuar, nuevas aplicaciones para facilitarte el día a día, aumento de compatibilidades de sistemas operativos…se trata de un universo que aún no conoce donde está su límite.

Uno de esos avances tuvo lugar hace unas décadas: la llegada de Internet a nuestras vidas. Desde que podemos navegar desde un ordenador desde nuestra casa (ahora ya tablet y/o smartphone también) y compartir con otras personas nuestros gustos, la línea wifi ha ido avanzando al ritmo tecnológico habitual.

Sin embargo esta línea, actualmente fibra óptica en la mayoría de casas y empresas, en ocasiones no llega a todos los rincones que deseamos. Si te gustan los geeks y disfrutas de los juegos online, no te será extraño que de repente, en medio del juego, tu línea te haya pasado una mala jugada (nunca mejor dicho). O, también, tengamos que usar datos telefónicos en ciertas habitaciones de la casa (la más alejadas al módem).

Para evitar estos problemas (más habituales de lo que pensamos) se crearon los amplificadores wifi. Un accesorio que salvara tus maratones de series online, tus partidas a League of Legends o tus charlas vía Skype sin contratiempos.

 

¿QUÉ ES Y CÓMO FUNCIONA UN AMPLIFICADOR DE WIFI?

Cada vez somos más los que usamos internet en casa. Este dato aparentemente inocente trae consigo ciertos problemas de rendimiento de red wifi, bien por una instalación no acertada, bien por  sufrir ciertas interferencias con líneas colindantes.

Para que no sea habitual perder la conexión por culpa de rebotes de la señal, la solución es tan sencilla como necesaria: adquirir un amplificador de wifi, también conocido como repetidor wifi. Su función es la de captar nuestra señal de wifi y expandirla, hacerla más grande para que llegue a todos los rincones de nuestra casa u oficina.

Por decirlo de otra manera, es como si desde nuestro router casero a nuestro portátil, se creara una cuerda invisible, un alargamiento, de las energías del primero hacia el segundo. Metafóricamente hablando, funciona como un puente y mensajero: hace que las ondas sean continuas y consigue que lleguen a su destino de manera estable.

Se trata de una herramienta indispensable si tu vivienda es grande y sus muros son gruesos, vas a compartir la wifi con tu vecino más cercano o como buen empresario quieres que tus clientes puedan acceder a internet sin problemas.

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.